Conozca el Magnolia Hotel 4* hamburgueseria_premium_salou Reserva_online_01 Gaudeix_spa_privat_01 Fragancia_habitacio_01

Volvemos a abrir, un año más, el Poolbar & Restaurant: nuestro restaurante al aire libre, abierto a todo el público….

Inauguración temporada 2014 de Poolbar & Restaurant Salou[+ info]

Si reservas online a través de nuestra web, podrás beneficiarte de las siguientes ventajas: WiFi gratis durante toda la estancia…

Ventajas por reservar en nuestra web[+ info]

Os ofrecemos la posibilidad de reservar en exclusiva, sin nadie más y al completo, nuestra zona de Spa, que incorpora…

Disfruta de nuestra zona Spa sólo para ti[+ info]

Si quieres disfrutar de un plan redondo, da un toque personal y elige una fragancia para tu habitación. En Magnolia…

Elige el aroma de tus vacaciones[+ info]

Reservas

+34 977 351 717

Destacados / Ofertas / Packs
Magnolia Hotel Salou » Noticias » Ofertas » ¿Es más feliz la gente sin hijos?
¿Es más feliz la gente sin hijos?

Child free Magnolia Hotel Salou

Cuando se trata de decir quién es más feliz, la mayoría de investigaciones hasta ahora han llegado a la conclusión de que las personas sin hijos están más satisfechos con su vida en general.

Como madre de dos hijos siempre reacciono de una manera defensiva a la investigación. “Soy feliz” me digo. Y puedo estar estresada, privada de sueño y muy necesitada de un “yo-time”, pero estoy muy satisfecha con mi vida. ¿No es posible que pueda ser igual de feliz que alguien sin hijos? Incluso si tienen más tiempo para dormir y cuidar de ellos mismos.

De acuerdo con dos nuevos estudios, la respuesta puede ser sí y no.

Un informe de la universidad de Princeton y la Universidad Stony Brook, publicado en las Actas de la Academia Nacional de Ciencias encontró muy poca diferencia en temas como los ingresos, la educación, la religión y la salud.

Las personas con hijos que viven en casa tienden a tener más dinero y un nivel de educación más elevado, son más religiosos y tienen más salud, dijo Stone, profesor de psiquiatría y psicologia en la Universidad de Stony Brook.

Una vez que se extrajeron estadísticamente estos datos, el estudio no encontró ninguna diferencia en el grado de satisfacción de la vida en los dos grupos.

Dijo Stone en una entrevista que las similitudes en la felicidad entre padres y no padres, especialmente en los países mas desarrollados, puede ser atribuido, en particular, si una persona quiere tener hijos.

“Elijo una naranja porque me gustan las naranjas. Usted elige una manzana porque le gustan las manzanas. Pero no hay razón para pensar que sus experiencias son mejores que las mías” dijo Stone. “La naranja es diferente a las manzanas. Tener hijos es diferente a no tener hijos. Esto no quiere decir que uno sea mejor que el otro”

Sarah Maizes, autora de los libros infantiles “On My Way to Bed” y una madre de tres hijos, residente Los Ángeles, está de acuerdo.”Es cómo preguntar quién es más feliz,  la gente a la que le gusta la pizza o la gente que prefiere comida china”.

El Brook Princeton-Stony estudió una encuesta a 1,8 millones de estadounidenses que incluía a padres de entre 34 y 46 años, realizadas por Gallup desde 2008 hasta 2012. Se encontró una gran diferencia entre los padres y los hijos: los padres tienden a experimentar más altibajos.

“Tienen más extremos. Ellos tienen más alegrías en sus vidas, pero también más estrés y más emociones negativas”, dijo Stone.

Adina McGinley, una madre de tres hijos que vive fuera de Nueva York, dijo que ver crecer a  los niños “es probablemente la mayor alegría de la vida”. Al mismo tiempo, dijo “El stress por querer lo mejor para la vida de tus hijos puede afectar muchas veces al stress matrimonial”. Este stress puede llevar a los padres a sentirse menos satisfechos con su relación, según un estudio por la Universidad Abierta de Inglaterra.

En este estudio, que involucró a más de 5000 personas de Inglaterra y Estados Unidos, se encontraron muchas parejas sin hijos que eran más felices con sus relaciones y se centraban más en la relación de pareja.

Cuando se les preguntó quién era la persona más importante en sus vidas, las madres respondieron que sus hijos y los padres que sus parejas.

“Puede ser que cuando la gente está criando a sus hijos, haya un alejamiento de la relación con las mujeres ya que se centran más en los niños”, dijo la doctora Jacqui Gabb.

Gabb, que es profesora titular de política social en la Open University, dice que esto no quiere decir que las relaciones no estén funcionando.

“Simplemente hay una diferencia de énfasis y en parte debido al poco tiempo, simplemente no hay mucho tiempo para dedicar a la relación” agregó la doctora.

Jen Bosse, madre de dos niños que bloguea en “Defining My Happy”, dijo en facebook: “Con demasiada frecuencia, cuando las parejas tienen hijos comienzan a despriorizarse entre si. Ese es el problema, no los niños”

Según el estudio de la Universidad Abierta, las mujeres eran “significativamente más felices” en sus vidas que las mujeres sin hijos – un hallazgo que se puede explicar según Gabb por qué las madres dijeron que los niños fueron los nº 1 en sus vidas.

“Si son los más felices con la vida pero los menos contentos con el nivel de relación con los demás, pero están felices con la vida, entonces no tiene porqué pasar nada”, dijo Gabb.

Quizás el hallazgo más aplicable a nuestras vidas proviene del estudio de la Universidad Abierta, titulado “Enduring Love? Couple relationships during in the 21st Century”.

Los autores encontraron que cuando preguntaron lo que hace que las personas se sientan más valoradas en la relación, los participantes dijeron que los pequeños actos de bondad.

“Es tan fácil como decir “Te quiero””, dijo Gabb. “Muchas madres dijeron que que les lleven una taza de té a la cama es más que suficiente.”

En los Estados Unidos se puede sustituir la taza de té por un café con leche. Las relaciones se benefician por este tipo de gestos diarios.

“Tenemos que pensar de forma diferente sobre qué constituye el trabajo mayor en las relaciones. Necesitamos pensar acerca de ello. Si se trata de aquellas pequeñas cosas cotidianas que son importantes para los otros, entonces debemos pensar en estas pequeñas cosas y empezar a estar mas en sintonía con lo que está pasando en nuestras relaciones”, dijo Gabb.

Creo que a partir de ahora pasaré a por un café con leche cada día antes de ir a casa…

Nota del editor: Kelly Wallace es la corresponsal y editor en jefe que se ocupa de la familia, la carrera y la vida digital de CNN. Ella es madre de dos hijos.

Fuente [En]

FacebookTwitterGoogle+PinterestEmail